miércoles 11 de diciembre 2019

Así lucía Kim Kardashian antes de las cirugías y ‘al natural’

La socialité ha pasado por el quirófano más de una vez para realzar o modificar su cuerpo.

Redacción
Repretel.com

 

Nadie puede negar que la celebrity Kim Kardashian antes de las cirugías luciera muy diferente a la actualidad. Su figura y escultural cuerpo se lo debe a las diversas intervenciones y tratamientos estéticos, faciales y dentales.

El cuerpo de Kim Kardashian no es solo producto de intensas sesiones de ejercicios. Ella ha forjado sus actuales curvas con la ayuda del bisturí.

Y todo aquel que aun lo dude debe ver una fotografía que la propia artista ha compartido en su cuenta de Instagram. En la instantánea, Kim tenía 18 años y nada más se puede detallar la cara, que luce muy diferente a la actualidad.

 
 
 

 
 
 
 
 

 
 

 
 
 

The simple life…I was 18 here. Khloe and I would drive to Arizona to visit Allison & Kourt #UOfA

Una publicación compartida de Kim Kardashian West (@kimkardashian) el 24 Sep, 2019 a las 5:02 PDT

El rostro de Kim Kardashian se ha transformado de manera evidente con el paso de 20 años. Sin embargo, el tiempo no es el causante de esto.

Durante estas décadas, la famosa modelo se realizó una rinoplastia, cuyo procedimiento quirúrgico consiste en cambiar el tamaño o la forma de la nariz.

Además, luego de tener a su último hijo, Psalm West, la socialité recurrió a un aumento de labios, un tratamiento muy usado en la industria de Hollywood.

La hija de Kris Jenner y Robert Kardashian cuenta con ascendencia armenia, inglesa, escocesa, irlandesa y neerlandesa, tanto por el lado de su padre como el de su madre.

Estos rasgos eran evidentes en la forma de sus ojos marrones y grandes. Sin embargo, hoy Kim luce una mirada más fina y pequeña, acercándose a las características latinas.

Los famosos glúteos de Kim Kardashian han acaparado portadas y principales noticias en todo el mundo. Ella sostiene que se deben a intensas jornadas de entrenamiento físico.

No obstante, es evidente que el bisturí tocó esa parte de su cuerpo, pues en fotos viejas, su trasero luce mucho más pequeño.

Los senos y su diminuta cintura también se los debe a la cirugía estética. Tras dar a luz a su último bebé, la empresaria recibió una lipoescultura, para reducir su figura luego de ganar 24 kilos durante el embarazo.

Asimismo, la protagonista de “Keeping Up with the Kardashians” acude con frecuencia a la inyección de plasma en su rostro. Años atrás se realizó una electrólisis para eliminar el vello facial. Y su dentadura ha sido modificada con estética dental.

 
 
 

 
 
 
 
 

 
 

 
 
 

We are live on skims.com for our @skims shapewear restock!!

Una publicación compartida de Kim Kardashian West (@kimkardashian) el 20 Nov, 2019 a las 9:27 PST

Cerrar