Cerrar
sábado 07 de agosto 2021

El incómodo momento que pasaron las medallistas olímpicas de Ecuador en un homenaje en Quito

Algunos señalaron que trataron a las campeonas "como si fueran las atracciones de un circo".

Redacción

repretel.com

El pasado miércoles arribaron a Ecuador las pesistas Neisi Dajomes y Tamara Salazar, ganadoras de medallas de oro y plata, respectivamente, en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020. Pero en medio de los homenajes organizados en su honor, vivieron un momento incómodo.

Tras encabezar una caravana, a la que se había unido la también pesista Angie Palacios, hermana de Dajomes, las atletas llegaron en autobús hasta el estadio Atahualpa de Quito, en el centro-norte de la urbe, donde se llevó a cabo un acto en honor a las campeonas.

Durante la emotiva ceremonia, sin embargo, el presentador hizo una petición insólita a las atletas que acababan de aterrizar en el país: las invitó a cargar una barra de 130 kilos de peso.

“Queremos indicar que la barra está cargada, solo 130 kilos en la barra, así que quién se anima a salir a la plataforma. A ver el público, ¿quieren que Angie, que Neisi, que Tamara nos hagan una demostración aquí? ¿Sí o no?”, dijo el presentador.

Y siguió: “Bueno, el público pide, ¿quién se anima?”. De inmediato, el presentador fue interrumpido y, solo entonces, entendió que debía dejarlas descansar.

“Vergonzoso”

Un día después del homenaje, se posicionó en las redes sociales en Ecuador la etiqueta “vergonzoso”, en referencia a la pretensión de los organizadores del evento de que las halteristas levantasen ese peso.

Algunos señalaron que trataron a las campeonas “como si fueran las atracciones de un circo”

Otros también recordaron que para hacer este tipo de levantamiento se requiere calentamiento y otras preparaciones previas, a fin de evitar lesiones.

Además, recordaron que las campeonas olímpicas acababan de llegar al país tras hacer un largo viaje desde Tokio y, sin descanso, ya que estuvieron presentes en la caravana y luego en el acto de homenaje.

En los mismos reclamos y expresiones de molestia, hubo comparaciones con otros deportistas, principalmente hombres, como el también medallista olímpico ecuatoriano Richard Carapaz, quien consiguió el oro en ciclismo de ruta; el marchista Jefferson Pérez, el primero en traer la presea dorada olímpica a Ecuador, en Atlanta 1996; o el nadador estadounidense Michael Phelps

Dajomes se colgó el oro en halterofilia 76 kilogramos, con un total de 263 kilos levantados, 118 en arranque y 145 en envión.

Salazar, por su parte, alcanzó la presea de plata, al levantar también 263 kilos, con 113 de arranque y 150 de envión, en la categoría halterofilia 87 kilos.

Palacios consiguió diploma olímpico, al quedar en el sexto lugar en la división de los 64 kilos de halterofilia.