viernes 12 de marzo 2021

Tres mujeres tosen y agreden a un conductor de Uber que les pidió que siguieran las medidas antiCovid

Una de las agresoras trató de arrebatarle el teléfono móvil al conductor y lo roció con gas pimienta momentos antes de bajarse.

Tres mujeres han protagonizado una escena lamentable en el interior de un vehículo de la compañía Uber después de que el conductor les pidiera que cumplieran con las medidas antiCovid, tal y como establece la normativa.

Las pasajeras reaccionaron quitándose la mascarilla, tosiendo en el interior del coche y agrediendo al chófer. Así se puede apreciar en un vídeo grabado por una cámara de seguridad instalada en el automóvil en el que aparecen las chicas con una actitud muy agresiva sentadas en la parte trasera. Estas dirigen todo tipo de insultos e improperios al hombre a la vez que le arrancan también el cubrebocas de la cara.

El incidente ocurrió el domingo por la tarde en la ciudad de San Francisco, en los Estados Unidos. Así lo explica la reportera de la cadena de televisión ABC Dion Lim en su cuenta de Instagram tras hablar con la víctima, un ciudadano de origen nepalí llamado Subhakar Khadka que lleva tres años conduciendo para Uber. Según la versión del afectado, el desencadenante fue la petición que le hizo a una de ellas para que se pusiera la mascarilla tras observar que no la llevaba.

Fue entonces cuando las mujeres empezaron a gritar, a insultarlo y a burlarse de él. Subhakar reaccionó deteniendo el vehículo en una estación de servicio para pedirles que se bajaran. Lejos de obedecer, estas se mostraron todavía más agresivas, se quitaron los barbijos y empezaron a toser y a darle manotazos.

Incluso, una de las agresoras trató de arrebatarle el teléfono móvil al conductor y lo roció con gas pimienta momentos antes de bajarse. Según la periodista de ABC que comparte el vídeo, Subhakar explicó que había vivido varias experiencias desagradables en su trabajo pero añadió que esta había sobrepasado todos los límites. Por este motivo, dio parte a la policía de lo sucedido. Desde Uber han calificado de “espantoso” el comportamiento de estas tres mujeres y les han vetado el acceso, por lo que ya no pueden utilizar este servicio de transporte.

Ante la precariedad laboral de Subhakar, uno de los primeros inversores de Uber, Cyan Banister, lanzó una campaña de recaudación para compensarle las pérdidas y los desperfectos ocasionados en el vehículo. En tan solo 24 horas ha conseguido recaudar cerca de 57.000 dólares.

En vivo

Programación completa
Cerrar