lunes 28 de junio 2021

La estrategia económica y de seguridad de los duques de Sussex con el nombre de su hija

Compraron los dominios de Lilibet y Lili antes de hablar con la Reina Isabel II.

Los duques de Sussex no dejan nada al azar y el nombre de su hija, como estrategia económica y de seguridad, no es la excepción. Y es que está directamente relacionado con eventuales negocios fruto de su relación con la Corona británica, conocida como “La Firma” por su férreo control sobre su imagen, cuya valoración comercial supera marcas tan conocidas como Coca Cola o Nike, entre otras multinacionales.

Por esa razón, la decisión de registrar los dominios con el nombre de su hija, Lilibet Diana Mountbatten Windsor, llama la atención al resultar más importante de lo que parece: por un lado, evita que se use Lilibet Diana o Lili Diana como marca o negocio online, además de protegerla frente a posibles vinculaciones con contenidos dañinos para la Familia Real. Por otro lado, se confirma que lo hicieron antes del supuesto permiso que la Reina concedió a su nieto, el Príncipe Harry, para usar ese apelativo que Isabel II recibía de pequeña, consigna ABC.

También es posible que solo fuera una calculada operación legal para evitar lo que ya sucediera cuando el abogado norteamericano Joel Fogelson quiso patentar la marca “Sussex Royal” tras la renuncia de los duques como miembros de la Corona, descubriendo que la Fundación del duque y la duquesa de Sussex ya se había adelantado, registrándola en la Oficina Mundial de la Propiedad Intelectual (OMPI) el 20 de diciembre de 2019. La solicitud, sin embargo, se realizó el 21 de junio desde el prestigioso bufete Harbotte & Lewis, lo que demuestra la calculada estrategia comercial de Harry y Meghan.

Si se visita la web sussexroyal.com, lo primero que se encuentra en ella es una cita que funciona como declaración de intenciones: “La meta es centrarnos en lo que nos une, no en lo que nos separa”. Funciona como dominio oficial de los duques y su última actualización es del 20 de enero de 2020, a la espera de la nueva definición por parte de su Majestad de “las funciones y desempeños” de sus altezas.

La web incluye el link con archwell.com, que ofrece la promoción de los contenidos de la productora con la que desarrollan sus proyectos con Netflix (como la serie “Heart of Invictus”, que muestra historias de esperanza y resiliencia con el testimonio de soldados) o su podcast para Spotify. Según los expertos, la marca Sussex Royal mueve un negocio de más de 470 millones de dólares en merchandising y productos de todo tipo. Se cree, entonces, que además de muchas alegrías y amor, su hija Lilibet Diana también puede ahora darles muchos beneficios.

Foto: Shutterstock.

En vivo

Programación completa
Cerrar