Cerrar
lunes 06 de septiembre 2021

Autoridades atendieron 120 incidentes por fiestas y bares clandestinos durante el fin de semana

En la mayoría de estos lugares las autoridades tuvieron que decomisar gran cantidad de licores.

Tal y como ha venido ocurriendo durante los últimos fines de semana, la Fuerza Pública y otras autoridades han tenido que efectuar grandes esfuerzos para atender diversos eventos fuera de la ley.

En dichas actividades centenares de personas se encontraban aglomeradas, así como consumiendo licores mientras incumplían las normativas sanitarias vigentes para la prevención del COVID-19.

De acuerdo con lo informado por el comisario Daniel Calderón Rodríguez, director general de la Fuerza Pública, la mayoría de los eventos ocurrieron la noche del sábado y madrugada del domingo.

El jefe policial estimó en aproximadamente 120 la cantidad de incidentes de este tipo, ya sea por la realización de fiestas clandestinas o por la operación de bares fuera del horario reglamentario.

En otros casos se trataba de bares que del todo funcionaban sin los permisos de ley.

Los incidentes tuvieron lugar en la ciudad capital y otros cantones del Área Metropolitana, así como en Limón, Guanacaste, Quepos, Los Chiles y Pérez Zeledón entre otros lugares.

Calderón detalló que en la ciudadela León XIII, cantón de Tibás, había una actividad con más de 100 personas, por lo que debieron clausurarla.

También en el barrio La California, en San José, tras cerrar varios bares que estaban operando fuera del horario reglamentario, la Fuerza Pública tuvo que intervenir en un local donde había unas 200 personas.

En Nicoya, Guanacaste, una situación similar se atendió, concretamente en la localidad de Mansión, donde se habían aglomerado más de 200 personas en un local.

Dentro de una finca situada en Portalón de Quepos, Puntarenas, los oficiales de la Fuerza Pública, el OIJ y el Guardacostas, en coordinación con el Ministerio de Salud y autoridades municipales, le pusieron fin a un evento con al menos 150 personas.

En la mayoría de estos lugares las autoridades tuvieron que decomisar gran cantidad de licores.