jueves 04 de noviembre 2021

Alertan por quemaduras graves en niños al imitar uno de los desafíos de El Juego del Calamar

El desafío de la galleta de azúcar se ha vuelto popular en TikTok.

La serie récord de Netflix “El Juego del Calamar” sigue dando de que hablar pues muchos de los desafíos que tiene que superar los participantes y que están basados en populares juegos infantiles surcoreanos se han convertido en tendencias virales en plataformas como TikTok e Instagram.

Una de esas tendencias es recrear el desafío ‘Dalgona Candy’ que alienta a las personas a hacer una galleta de miel y azúcar y tallar una forma en el dulce sin romperla.

Por inocente que parezca el juego, el desafío ha provocado una advertencia urgente de los cirujanos de quemaduras en el Children’s Hospital en Westmead (Australia).

Tres niños han sido tratados por quemaduras graves solo en el último mes por intentar hacer una de estas galletas, y otros servicios de quemaduras en Australia están viendo tendencias similares.

El doctor Erik La Hei, director interino de la Unidad de Quemados, advirtió a los padres sobre el importante riesgo de quemaduras que representa la fabricación de las galletas de azúcar, e instó a padres y adolescentes por igual a permanecer más atentos para evitar lesiones.

“El azúcar se derrite a una temperatura superior a la necesaria para hervir el agua, por lo que la mezcla de toffee en forma de panal es más caliente y ‘pegajosa’. Si la mezcla se derrama o se manipula mientras aún está caliente, el mayor calor y el mayor tiempo de contacto provocan quemaduras más profundas y graves “, dijo.

El azúcar se derrite a temperaturas mucho más altas que el agua, por lo que una quemadura con la sustancia caliente puede ocasionar daños graves.

“Es absolutamente vital que si ocurre un accidente como este, los padres y los adolescentes sepan los pasos correctos de primeros auxilios para tomar y ejecutar el área quemada bajo agua corriente fría durante al menos 20 minutos tan pronto como sea posible”, agregó.

Uno de los niños quemados fue identificado por los medios australianos como Aiden, de catorce años, quien sufrió quemaduras profundas en la mano y en la pierna mientras manipulaba la galleta caliente.

Si bien las quemaduras de Aiden se están curando bien, requerirá un tratamiento continuo y pasará el próximo año en un equilibrio de presión para garantizar que se produzca una curación adecuada.

“Han sido unas semanas difíciles con visitas regulares al hospital para cambiar los vendajes y controlar las quemaduras de Aiden”, dijo La Hei.

“Afortunadamente, sus quemaduras se están curando bien por sí solas, pero queda un largo viaje por delante”, agregó.

De acuerdo con la doctora, los jóvenes deben cocinar siempre estas galletas con supervisión, pues manipular líquidos calientes requiere cierto nivel de experticia que cuando no se tiene puede ocasionar lesiones graves.

“No queremos disuadir a los adolescentes de cocinar, es una actividad divertida. Pero queremos asegurarnos de que lo hagan de forma segura, especialmente al manipular líquidos calientes. Esto significa cocinar con la supervisión o la ayuda de un adulto”, dijo.

Si un niño se quema, los primeros auxilios inmediatos son importantes para reducir la gravedad de la lesión, esto incluye: Colocar la quemadura bajo agua corriente fría durante 20 minutos. Esto enfriará la quemadura y reducirá la hinchazón.

Quitarse la ropa o las joyas cuando sea posible, y buscar ayuda médica si la quemadura es más grande que una moneda.

En vivo

Programación completa